jump to navigation

The NEW Celebrity Tan-O-Meter! marzo 17, 2009

Posted by Terry Hartford in Busted, Fake Bake, Tan-O-Meter.
Tags: , , , , , , ,
15 comments

Llega el verano y se vuelven todas locas! Cogen el Blackberry engarzado en cristales Swarowski y marcan a todo correr el numero del tanning salon más exclusivo que tienen guardado en speed dial. No hay que dejar pasar un minuto más. Son las tanoréxicas más peligrosas del celebrity panorama actual.

Gracias a nuestro nuevo Fuck The Busted’s Tan-O-Meter, analizaremos los fake tans de nuestras celebrities más uvaréxicas.

Aqúi tenemos a las hermanas Hilton, tan rubias, tan bronceadas, obviamente compartían tono de tinte y cabina de spray tan.

tanoparis

Christina, como siempre, naranja radiactiva, luciendo un bronceado manual de pistola.

tanochris

Lindsay, como viene siendo habitual y sin escarmentar, opta por el autobronceador de la droguería aplicado con las manos. Un bronceado profesional nunca deja zonas sin aplicar.

tanolilo

Geri Halliwell, otra que opta por aplicarse el self tanner ella misma. Tampoco ha acertado con la marca, la cual la deja de color anaranjado.

tanogeri

Victoria Beckham, tanoréxica terminal, con un bronceado Spray Tan bien aplicado (por una máquina, claro)

tanovic

Paris Hilton luciendo bronceado de cabina al igual que Victoria y un color bastante acertado, sintoma de que utiliza bronceadores con eritrulosa.

tanoparis2

Alicia Keys, de naranja mandarina lleva un bronceado aplicado por estheticienne con pistola. Suelen quedar uniformes pero bastante naranjas porque la mayoría solo llevan DHA. (Comparad con el resultado de Paris y entenderéis la diferencia entre DHA y eritrulosa)

tanoalicia

Britney, unos 3 días después de haberse pasado por la cabina de bronceado instantáneo.

tanobrit

Y vosotras… ¿a qué esperáis?

Anuncios

Ordinary People junio 19, 2008

Posted by Terry Hartford in Fug, Terry, conejillo de indias.
Tags: , , ,
21 comments

Hubo una época en la que los famosos eran gente elegante, glamourosa. La “Beautiful People” se les llamaba. Fue una época en la que sólo unos pocos eran los elegidos, los que fueron tocados con la varita de la virtud y se dedicaban a vivir la Dolce Vita.

Ahora es diferente porque todo el mundo es famoso. Con lo cual como la plebe nunca ha sido glamourosa, ni elegante, ni sofisticada, ahora, las celebrities son la “Ordinary Pipol”.

Si bien en Estados Unidos nunca fueron elegantes (siempre fueron de presentarse a las bodas vestidas de salmón y con una pamela horrorosa) y de tener la casa decorada al estilo rococó-country, las estrellas de la época se inspiraban y vestían de acuerdo a los dictados de la moda que llegaban de Europa.

Pero hay que mirar al futuro y pasar página, y disfrutar de lo que tenemos, que es, en primer lugar, Britney Spears:

John Waters se hubiera olvidado rápidamente de Divine si hubiese conocido a Britney en aquella época en que intentaba revolver los estómagos y las morales ajenas con sus películas “Pink Flamingos” o “Mondo Trasho”.

Y es que la ordinariez de Britney Spears es tan exquisita que no queremos ser ya Brigitte Bardot ni Carole Lombard, no… no podemos evitar querer ser como ella, como Britney. (Bueno, un poco más delgadas pero igual de guarras)

Ahora queremos que nos pique la nariz de tanto operárnosla y rascárnosla en público con el dedo meñique levantado para que quede más fino como Hillary Duff

O directamente buscar acciones de la ColbyCo en nuestras fosas nasales como Nicky Hilton:

Otra mujer extra-ordinaria es Christina Aguilera. No pararemos hasta quedarnos calvas por utilizar indiscriminadamente peróxido de 40 volúmenes para teñir nuestro pelo y además hacer gala de ello llevando colas de caballo con aros de oro y los labios delineados de oscuro, cosa más anacrónica esto último imposible.

 

O ir fardando de ubres rebosantes y desagradablemente venosas sin pudor alguno. Seguro que Xtina es de esas que se sacan la teta a la menor oportunidad para dar de comer al mamoncete de su hijo “Max Liron” en público porque es lo más natural. Perdone señora pero eso es una cerdada. Y lo del nombre de su hijo es como si yo llamo a mi hijo “Pepe Mofeta” pues igual.

 

La fascinación que me producen los tonos capilares y cutáneos que utiliza cuando sale a la calle contrastan con el estupor que me produce su siempre cambiante grosor de cejas. Y es que la conclusion es que no tiene cejas. Se las debieron de depilar de raíz en ese laboratorio horrible donde la transformaron en una starlet de los 40, por eso un dia las lleva hiperfinas y otro dia hiper-gordas que no entiendo por que se las pinta gruesas si eso no estaba nada de moda en el Hollywood clásico ni en el de ahora. Pero en fin.

 

 

Yo creo que Chris es una actriz porno frustrada. Y no me cuesta nada imaginármela.

Kill your fans!

Terry